Es hora de apostar por la industria

El mes de agosto suele ser uno de los peores del año en lo que a
datos de empleo se refiere. En 2017, esa premisa, por desgracia se ha vuelto
a cumplir. Es el peor mes de agosto de la última década. Hay casi 3.000
personas más en desempleo que el mes anterior en nuestra provincia y, de
nuevo, la pobre variedad de nuestro tejido productivo, volcado en los ser-
vicios y el turismo, tiene mucho que ver en esta ruleta rusa de cifras y por-
centajes.
Se va acabando el verano y, una vez más, es buen momento para reflexionar
sobre eso mismo: sobre nuestra excesiva dependencia del sol, de la playa
y de los espetos.
Una y otra vez comprobamos que el presente y
el futuro están en la industria. En los polígonos.
En la innovación y las nuevas tecnologías. En los dos últimos años, la
industria malagueña ha creado unos 10.000 puestos de trabajo de
garantías, estables y seguros.
Pero, pese a que el empleo industrial creció un 40% en nuestra
provincia, sigue siendo insuficiente. Representa menos de un 10%
del total de los empleos. Ya es hora de apostar por la industria.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *