Los empresarios de los polígonos de Málaga están de enhorabuena

Se ganó la batalla. El Tribunal Supremo ha dictado dos sentencias que suponen la anulación de los planes de inundabilidad que elaboró la Junta y aprobó el Gobierno Central hace cuatro años. De esta forma, se suprimen los condicionantes más severos para construir en la zona inundable de los parques empresariales.
La anulación del plan de gestión del riesgo de inundación y del plan hidrológico supone que la norma actual es el Reglamento del Dominio Público Hidráulico. En este reglamento se señala que la inundabilidad del suelo no altera su calificación urbanística.
Esto ocasiona que se pueda construir en los parques empresariales, aunque con ciertas condiciones como la obligación de anotar en el Registro de la Propiedad que se trata de un suelo inundable.
Las dos sentencias emitidas consideran como principal causa de aulabilidad la ausencia de un informe preceptivo del Consejo Andaluz de Gobiernos Locales. Reproducen el argumento de otros dos fallos evacuados por el Tribunal Supremo en el mes de marzo en relación a los suelos de Torremolinos y Marbella afectados por inundabilidad.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.